Noticias y Líderes de Opinión

El adiós a Carlos Fuentes

Ciudad de México • Luego de cinco horas y 35 minutos de permanecer en el máximo recinto cultural del país, el cuerpo del escritor Carlos Fuentes salió del Palacio de Bellas Artes para dirigirse a la agencia funeraria de Félix Cuevas, donde será cremado.

En medio de una lluvia de aplausos, vivas y goyas, el féretro del prolífico escritor abandonó el recinto de mármol y fue depositado en un vehículo negro de la citada agencia funeraria.

Tras el homenaje nacional de cuerpo presente que se le rindió en el lugar, encabezado por el presidente Felipe Calderón y al que se sumaron integrantes de la comunidad cultural y política del país, decenas de personas aventaron claveles rojos y blancos a la carroza fúnebre, dando el último adiós de esta manera al prolífico escritor.

Minutos antes arribaron al Palacio de Bellas Artes nuevamente el jefe de Gobierno del Distrito Federal, Marcelo Ebrard; la presidenta del Consejo Nacional para la Cultura y las Artes, Consuelo Sáizar, y Silvia Lemus, viuda del escritor, para montar una guardia de honor más.

Enseguida la Banda Sinfónica de la Secretaría de Seguridad Pública del Distrito Federal entonó el himno nacional, con el que se dio el último adiós al literato mexicano.

Por espacio de unas tres horas decenas de personas hicieron larga fila afuera del recinto de mármol, para ingresar y montar una pequeña guardia de honor, rodeados de arreglos florales y coronas de diversas instituciones y personajes, entre ellos, la familia del escritor Mario Vargas Llosa, Premio Nobel de Literatura, y de la Sociedad General de Escritores de México.

El vehículo con el cuerpo del escritor salió de la explanada de Bellas Artes y tomó Eje Central escoltado por dos vehículos particulares y uno más de la citada agencia funeraria.

De acuerdo con Silvia Lemus, viuda del autor, después de ser cremado el cuerpo de Fuentes (1928-2012), sus restos serán trasladados a París, sin especificar el día.

Carlos Fuentes nació de padres mexicanos en Panamá, el 11 de noviembre de 1928 y falleció a los 83 años en la Ciudad de México, el 15 de mayo de 2012. Su padre era diplomático, y pasó su infancia en diversas capitales de América: Montevideo, Río de Janeiro, Washington D.C, Santiago de Chile, Quito y Buenos Aires, ciudad a la que su padre llega en 1934 como consejero de la embajada de México. Los veranos los pasa en la Ciudad de México, estudiando en escuelas para no perder el idioma y para aprender la historia de su país. Vivió en Santiago de Chile (1940-1944) y Buenos Aires en donde recibió la influencia de notables personalidades de la esfera cultural americana.

Llegó a México a los 16 años y entró en la preparatoria en el Centro Universitario México. Se inició como periodista colaborador de la revista Hoy y obtenía el primer lugar del concurso literario del Colegio Francés Morelos.

Se graduó en leyes en la Universidad Nacional Autónoma de México y en economía en el Instituto Altos Estudios Internacionales de Ginebra. En 1972 fue elegido miembro de El Colegio Nacional, fue presentado por el poeta Octavio Paz y su discurso de ingreso fue “Palabras iniciales”. Murió el 15 de mayo de 2012, a los 83 años de edad, en la Ciudad de México.

Comentarios
Cargando...