Noticias y Líderes de Opinión

Sorprenden a Simon y Paula en su nuevo programa X Factor

No hay mejor manera de decir esto, así que se los soltaré tal cual… en el episodio debut de ‘The X Factor; Estados Unidos’, Paula Abdul está completamente sobria. Lo sé, lo sé, sé que les acabo de romper el corazón, pero es cierto. En ningún momento se para a abrazar a nadie, no arrastra la lengua, no baila cual Ke$ha en Día de San Patricio y jamás pierde el sentido de lo que está diciendo, vaya, es como estar reviviendo a Kara DioGuardi en ‘American Idol’ con peor peinado. La pregunta es, ¿’X Factor’ consigue encender la chispa que Simon y Paula apagaron cuando decidieron tomar caminos separados dentro de la pantalla chica? ¡Aquí nuestro veredicto!

Definitivamente la característica primordial de ‘X Factor’ -imitación del formato que Cowell inició hace años en Inglaterra- es la seriedad, lo que, básicamente, implica que no encontraremos a ningún coreano desafinando ‘Livin La Vida Loca’ en camisas hawaianas; no que todos los intérpretes sean un modelo de cuerdas vocales impolutas, pero la realidad es que aquellos vocalistas que no consiguen emparejar con el resto, pierden importancia rápidamente (a excepción de uno del que les contaré más adelante).

Cabecera Adsense

Los concursantes se dividen en cuatro categorías (formato que los diferencia en gran medida de ‘American Idol’ y ‘The Voice’): Niños, Niñas, Mayores de 30 y Grupos, lo que primordialmente implica que así como puede ganar una Leona Lewis, también lo puede hacer un JLS, todos ellos mentoreados por alguno de los cuatro jueces de la competencia. Mientras que en la versión británica la mesa del jurado ha estado conformada por celebridades como Sharon Osbourne, Danii Minogue, Cheryl Cole y hasta Geri Halliwell, esta nueva temporada gringa cuenta con la presencia de Paula Abdul (ovación tambaleada de pie), Nicole Scherzinger y para la primera mitad del episodio estreno, la sobreviviente de malaria, Cheryl Cole… además de, claro, el mismísimo Simon.

El talento de aquellos que se presentaron en la primera etapa de audiciones es indudable; desde el niño de catorce años de pelo perfecto que se perfila para convertirse en un futuro Justin Bieber, hasta la reencarnación en vida de Aretha Franklin. ¿Entonces qué es lo que le falta? La relación Simon-Paula –aquella que por tantos años nos mantuvo a todos al borde del grito de ‘get a room’ frente a nuestros televisores– se siente fría y distante. La ex coreógrafa que antes se dedicaba a golpear a chanclazos al inglés (o a besarlo de la manera más incómoda), ahora apenas le dirige la mirada. Y de los otros jueces… ¡Dios, extraño a Randy y a J.Lo!

Pero no todo son cenizas en el paraíso, por un breve momento (brevísimo para estándares televisivos), Paula recuperó aquello que nos hizo adoptarla en nuestros corazones y quererla amamantar con botellas de whiskey, gracias al concursante conocido como Geo Godly. El auto procalamado productor se presentó en el enorme escenario rojo de la X con un plateado pijama lunar, para terminar bajándose los pantalones –luciendo “sus vergüenzas” al aire– y provocando que nuestra señorita incoherencia 2008, se levantara asqueada de su silla y huyera del set cual el buen gusto frente a Mischa Barton.
Geo terminó fuera del edificio, prácticamente escoltado por seguridad, mientras Paula se mantuvo encerrada en el baño, devolviendo su cena y declarando, “Acabo de presenciar una pesadilla en el escenario”. Momentos como éste pueden hacer grande a ‘The X Factor’ y traer de regreso la perdida gloria de Abdul… pero la realidad es que nos esperamos pocos.

Señores, la X en el nombre del programa, tristemente también representa su gran realidad. ‘The X Factor’ no logra ser ‘American Idol’ con su carisma e interesantes retos, no consigue llegarle a los talones a ‘The Voice’, con sus divertidos coaches y momentos no previstos hilarantes; pero tampoco podemos ignorar el hecho de que la versión británica ha lanzado a grandes estrellas de la talla de Leon Jackson, Alexandra Burke y Leona Lewis. La única pregunta que queda por responder es…una vez que terminen las aburridas sesiones de audición y la confianza entre los jueces haya crecido, ¿podrán Cowell y Abdul convertir esa X en A+? Tendremos que esperar para confirmarlo.

Banner FP Movil

[youtube=http://www.youtube.com/watch?v=ZOL7ORreNbQ&feature=player_embedded]

Comentarios
Cargando...